1.4.11

¿LO MATERIAL, O LO ESPÍRITUAL? (Viernes 01-04-2011)

¿Qué guía a los pueblos, lo material o lo espiritual? La respuesta, desde que el mundo es mundo, ha dividido a los hombres y a sus dirigentes.

Una sociedad guiada por las metas materiales sólo es capaz de conseguir objetivos mezquinos, es una suma de egoísmos, pasto de los dominantes, destinada a la fragmentación.

Una sociedad guiada por metas espirituales, altruistas, es capaz de elevarse a mundos inéditos, excelsos, puede construir la felicidad de saberse destinada para lo grande, dejar de ser máquina de consumo, animal esclavo de sus apetitos.

Bolívar sabía que el móvil de la empresa que soñó en Monte Sacro sólo podía ser espiritual, renunció a sus riquezas, y con su verbo pudo encender el corazón de un Continente y conducirlo a territorios de independencia.

Martí, con su poesía, derrotó a un imperio y sembró en su patria la gloria de ser libre, soberana, y le enseñó que sólo con alto espíritu altruista, con elevada conciencia de lo común, estará destinada para las grandes tareas, las que asombran al mundo. Le invitó a elevarse desde la mezquina aldea hasta la “Patria es humanidad”.

El 4 de febrero fue el relámpago del recuerdo, de allí venimos. El altruismo, hasta entonces aplastado por lo pragmático, el oportunismo, el cálculo egoísta, cedió la escena a lo heroico del sacrificio de lo individual por lo social. Un grupo de jóvenes encarnó el espíritu del Libertador, y desde el Samán de Güere se elevaron inmensos para iluminar con su desprendimiento al resto de la patria.

Los dirigentes que han convocado para lo material, sólo obtienen mercenarios incapaces de tomar al cielo por asalto, de dejar huella, sólo cosechan la ingratitud de la fiera hambrienta que ellos crearon.

Para nosotros no se trata de una discusión académica, en la respuesta, en la conducta que de allí se desprenda, va el rumbo y la vida de esta sociedad y del continente, que ve con expectación nuestros pasos que son los de la esperanza. Ya el Che lo alertaba: las armas melladas del capitalismo no construyen socialismo. Que es lo mismo que decir, lo material no puede ser móvil para construir el nuevo mundo. Ya Fidel sentenciaba: Construir riqueza con la Conciencia , y nunca pretender que la riqueza construya Conciencia.

Lo material no es requisito previo para sentir amor, el amor debe guiar la conquista de lo material, o mejor, en la construcción de lo material debe ir implícita la elevación del amor. Sólo actuando así podremos zafarnos de las cadenas de la esclavitud capitalista, que son cadenas esencialmente espirituales.

La responsabilidad que tiene esta Revolución con la vida del planeta, de cambiar el rumbo suicida del capitalismo, nos obliga a correr el riesgo de transitar la hermosa aventura de convocar al pueblo para las grandes metas, para erguirse y luchar por razones espirituales, las que nos hacen humanos, las que salvarán a la especie, a la vida.

¡Con Chávez Resteaos!

3 comentarios:

ELLYS dijo...

Hoy en día un profesional al graduarse en las mal llamada universidades autónomas solo quiere tener un alto sueldo un vehículo ultimo modelo para poder encajar en la sociedad capitalista que lo rodea y tener un estatus entre ella,si es un arquitecto, no se preguntan cuántas viviendas faltan en nuestros países y, a veces ni piensan como pueden ayudar. Hay estudiantes que con un criterio estrictamente liberal, hacen de su profesión el medio honesto para ganarse la vida, pero básicamente en función de sus propios intereses.
Aquí hay muchos médicos que no comprenden o no quieren comprender que la salud se compra, y que hay miles y miles de hombres y mujeres en América Latina que no pueden comprar la salud; que no quieren entender, por ejemplo, que a mayor pobreza mayor enfermedad, y a mayor enfermedad mayor pobreza y que, por tanto, si bien cumplen atendiendo al enfermo que demanda sus conocimientos sobre la base de los honorarios, no piensan en que hay miles de personas que no pueden ir a sus consultorios y son pocos los que luchan porque se estructuren los organismos estatales para llevar la salud ampliamente al pueblo.
De igual manera que hay maestros que no se inquietan en que haya también cientos y miles de niños y de jóvenes que no pueden ingresar a las escuelas.Solo piensan en obtener riquezas por medio de sus conocimientos adquiridos en nuestras universidades pagadas por el estado venezolano y que no son capaces de agradecer todo eso si no vas bien desean irse al exterior a trabajar, que mal agradecidos somos con Simón Bolívar y otros próceres de la patria.
Dejemos todo lo material a un lado y luchemos por ser una sociedad unidad y luche por tener la felicidad de vivir un mejor sin odios sin tristezas sin guerra y hambre apartemos el capitalismo de nuestro corazones dejemos de ser egoístas y cercenemos la bestia capitalista que solo esta sedienta de sangre y busca poner bajo su bota hasta el ultimo revolucionario de este planeta.
Sigamos el ejemplo de Bolívar y dejemos la riquezas materiales a un lado hagamos el nuevo hombre que construya la patria grande.

Gritemos todos los días nuestra consigna que los yankis la oigan a cada rato y les estremezca el alma todos tenemos que gritar "PATRIA SOCIALISTA O MUERTE VENCEREMOS"
Por Chavez vale la pena jugársela

ELLYS dijo...

Hoy en día un profesional al graduarse en las mal llamada universidades autónomas solo quiere tener un alto sueldo un vehículo ultimo modelo para poder encajar en la sociedad capitalista que lo rodea y tener un estatus entre ella,si es un arquitecto, no se preguntan cuántas viviendas faltan en nuestros países y, a veces ni piensan como pueden ayudar. Hay estudiantes que con un criterio estrictamente liberal, hacen de su profesión el medio honesto para ganarse la vida, pero básicamente en función de sus propios intereses.
Aquí hay muchos médicos que no comprenden o no quieren comprender que la salud se compra, y que hay miles y miles de hombres y mujeres en América Latina que no pueden comprar la salud; que no quieren entender, por ejemplo, que a mayor pobreza mayor enfermedad, y a mayor enfermedad mayor pobreza y que, por tanto, si bien cumplen atendiendo al enfermo que demanda sus conocimientos sobre la base de los honorarios, no piensan en que hay miles de personas que no pueden ir a sus consultorios y son pocos los que luchan porque se estructuren los organismos estatales para llevar la salud ampliamente al pueblo.
De igual manera que hay maestros que no se inquietan en que haya también cientos y miles de niños y de jóvenes que no pueden ingresar a las escuelas.Solo piensan en obtener riquezas por medio de sus conocimientos adquiridos en nuestras universidades pagadas por el estado venezolano y que no son capaces de agradecer todo eso si no vas bien desean irse al exterior a trabajar, que mal agradecidos somos con Simón Bolívar y otros próceres de la patria.
Dejemos todo lo material a un lado y luchemos por ser una sociedad unidad y luche por tener la felicidad de vivir un mejor sin odios sin tristezas sin guerra y hambre apartemos el capitalismo de nuestro corazones dejemos de ser egoístas y cercenemos la bestia capitalista que solo esta sedienta de sangre y busca poner bajo su bota hasta el ultimo revolucionario de este planeta.
Sigamos el ejemplo de Bolívar y dejemos la riquezas materiales a un lado hagamos el nuevo hombre que construya la patria grande.

Gritemos todos los días nuestra consigna que los yankis la oigan a cada rato y les estremezca el alma todos tenemos que gritar "PATRIA SOCIALISTA O MUERTE VENCEREMOS"
Por Chavez vale la pena jugársela

Moises Giesurin dijo...

Excelente trabajo, los felicito